Tácticas para la educación de un niño con Autismo

Si existe una causa que actúa directamente en la educación a niños con TEA (Trastornos del Espectro Autista) es la organización. No existe nada mejor que un buen ambiente organizado y dinámicas bien planificadas para generar un excelente aprendizaje en los niños con autismo. A veces uno piensa que el decirlo es muy simple y que hacerlo es difícil y en algunos casos puede que sea así, pero en realidad esto es sólo al principio ya que una vez que se tiene todo controlado, empezarás a ver los cambios progresivamente.

Dinámicas como bañarse, almorzar o jugar deben estar bien especificadas, ya que por el contrario de los otros niños, un niño con TEA va a necesitar que esté bien explicado el lugar donde va a jugar o almorzar, y que al mismo tiempo se detalle claramente todo lo que incluyen dichas actividades.

Si tienes un niño con autismo, te damos información específica para que puedas ayudar a tu hijo a que se pueda desarrollar correctamente:

• Usa ayudas visuales. Los niños con autismo tienen una gran capacidad para almacenar márgenes en sus cerebros, por eso es importante que expliques a través de dibujos o ortografías qué actividad van a realizar, dónde la realizarán y de qué acciones constará esta.

• Ten ambientes organizados. Si tienes un cuarto para que tu niño se recree y en él hay muchos materiales puede que termine realizando actividades que no corresponden a lo planeado.

• Espacio de recreación. Procura que el lugar varíe en algunas ocasiones porque de lo contrario va a ser difícil que él acepte estar en nuevos espacios. Si puedes, busca un lugar al aire libre o úsalo ocasionalmente.

• Programa actividades. Hazlo mediante imágenes, así él o ella podrá identificar y habituarse a una actividad planificada. Recuerda mencionar qué actividad realizarán y dónde la harán.

• Llévalo a conocer nuevos lugares. Es bueno para él o para ella, ya que así cambiará de espacios y a la vez se contribuye a que aprenda comportarse en otros lugares y que se muestre menos irritable.

• Identifica sus habilidades. Detecta cuáles son sus habilidades y refuérzalas e incentívalo para su relación con otros a través de ellas. Por ejemplo, si le gusta trabajar con plastilina, anímalo a que haga figuras para ti o para otros miembros de la familia.

Previous Post
Next Post

Leave a Reply